Farmacia Pasteur Farmacias Andorra la Vella Andorra
Las farmacias de Andorra desde 1966

Soluciones para el dolor articular.

Las mejores cremas de uso tópico para un dolor que afecta al 88% de la población.

11/05/2019

Combatir el dolor articular

Con la llegada del buen tiempo, hay mucha gente que aprovecha para salir a caminar, pasear o hacer deporte. En la farmacia nos encontramos que hay un repunte de pacientes que nos piden diferentes soluciones para evitar el dolor, en concreto el dolor articular.

El dolor articular afecta a un 88% de la población. Su origen es muy diverso, lo más habitual es que esté relacionado con la artritis, la gota, las infecciones causadas por virus o las tendinitis. Afecta a mucha gente que practica deporte. Se ha demostrado que hay una relación directa con el dolor muscular. Podemos asegurar que, sin importar la causa del dolor, afecta mucho a la vida del paciente y su movimiento normal.

Las articulaciones son uniones entre dos huesos en diferentes zonas del cuerpo, como los codos, las rodillas, los dedos, muñecas o los tobillos. De articulaciones hay hasta 5 tipos diferentes. Sufren mucho, por el roce entre los huesos. Para evitar estos roces, las articulaciones tienen su propio lubricante, se denomina líquido sinovial. La disminución o falta del líquido sinovial puede causar rigidez, inflamación y dolor. En estos casos se aplican inyecciones, directamente en la articulación, de Ácido Hialurónico, el mismo que se utiliza para las arrugas.


El dolor articular se encuentra muy relacionado con la artrosis (y su variante la artritis), que es un deterioro de la regeneración del cartílago. Esta pérdida de cartílago, con el tiempo. Deja los huesos desprotegidos, hay más roce entre ellos, y acaban apareciendo síntomas como la inflamación, el dolor, la rigidez y la dificultad de movimiento. Las articulaciones que más sufren son las de los dedos, las caderas, los tobillos, los hombros y, sobre todo, las rodillas. Las rodillas aguantan el peso de la mayor parte del cuerpo, son imprescindibles para el movimiento, y es la parte más vulnerable a las lesiones. La probabilidad de experimentar dolor en las rodillas aumenta con la edad, así como con el sobrepeso o con la  práctica del deporte.

Es muy común entre quienes padecen de dolor articular, la utilización de cremas tópicas. Estas cremas analgésicas son muy variadas. Os proponemos 5 tipos diferentes de cremas por el dolor, según sus principios activos:

- Cremas con glucosamina o condroitina, estos dos principios activos ayudan a la regeneración de los osos, y conjuntamente con otros productos más analgésicos, pueden ayudar a reducir el dolor. Un buen ejemplo de esta tipología es RS7.rs7

- Cremas con árnica, hipericum, caléndula y melaleuca como el Fisiocrem. Es una solución tópica muy utilizada para evitar el dolor articular (y muscular), sobre todo en personas que suelen hacer ejercicio físico, no importa la edad. Se puede aplicar antes y después del ejercicio. Es muy útil para prevenir posibles lesiones.

- Voltadol Forte. Este tratamiento lleva un potente antiinflamatorio y analgésico, el diclofenaco. Sólo hay que aplicarlo 2 veces al día. Sirve para todo tipo de dolores locales y es un buen antiinflamatorio en caso de lesiones leves. No se puede aplicar si se es alérgico a la aspirina. El diclofenaco también lo encontramos en gel y comprimidos con el nombre comercial de Voltaren.


- Cremas con Cannabidiol (CBD), provienen del extractos de las semillas de la Cannabis Sativa. No tiene los efectos narcóticos ni alucinógenos de la planta originaria. Es una solución segura, muy nueva y bastante efectiva. Los pacientes que lo ha probado afirman que hay una gran sensación de alivio del dolor. Podemos encontrar en nuestras farmacias con los nombres comerciales de Cannabisan y el Cannabix.


- Cremas que combinan la acción de los Salicilatos con el Mentol. Es la gama de productos más numerosa para luchar contra el dolor articular. El efecto conjunto de los derivado del salicilato, que son propiamente analgésicos, y el mentol, que tiene un efecto frío que aligera mucho el dolor de la articulación. Entre los productos con esta combinación puede encontrar el Bengay, el Flexall, el Baume Saint-Bernard, el Inongan, y últimamente Osteo Bi-flex en crema. También hay en parches, para aplicar en la zona del dolor, como los Salonpas o los Baume Saint-Bernard. No se pueden aplicar si se es alérgico a la aspirina.


Hemos visto que mejora la eficacia de las cremas, si se combinan con tratamiento vía oral, Entre los complementos alimenticios que pueden ayudar, encontramos el Osteo Bi-flex, el Progen o el RS7.

Una recomendación final, después de aplicar las cremas y geles que hemos comentado antes, hay que limpiarse las manos y evitar el contacto con los ojos, mucosas o heridas.

Joan Carles Taboada Calvo. Farmacéutico